Según publicaba La Vanguardia la semana pasada, por primera vez en los últimos años se reduce el volumen de la cesta de la compra. El año pasado hubo una intensísima campaña de ofertas de diferentes supermercardos e hipermercados para atraer clientes. Las ofertas 2×1 proliferaron. Los meses de septiembre y octubre han sido especialmente duros para las economías familiares. El regreso después de vacaciones nos ha devuelto de golpe a la realidad y a los múltiples gastos que se derivan del inicio de curso.

Para comer bien, productos frescos y variados sin pasarnos del presupuesto hay que hacer auténticos equilibrios. La alimentación es un pilar básico de nuestras vidas y de nuestra salud. Si en casa preparamos comidas atractivas, nos apetecerá disfrutarlas y compartirlas. Es importante ir a comprar con una lista de lo que necesitamos. Si no lo hacemos, es más que probable que volvamos cargados de productos de capricho. Coged siempre los folletos de las ofertas de los supers que tengáis cerca de casa. Echádles un vistazo y marcad lo que os interesa. Desde que Caprabo se unió al grupo Eroski  los precios y ofertas son mucho más competitivas. Hasta el 23 de octubre hay muchas de 3×2. Vale la pena acercarse. En Dia hay muchas promociones en que la segunda unidad sale al 50%. También en Carrefour. Si tienes tiempo puedes arañar de un sitio y de otro y cargar productos con un buen descuento, tu economía se beneficiará.

En cuanto al producto fresco, hay que buscar calidad a buen precio. Es posible. Hace poco visité un mercado municipal lejos de casa -mi hijo jugaba un partido de fútbol en esa zona- y no os podéis imaginar la diferencia de precios. El barrio era más popular, los puestos estaban muy concurridos pero el producto era de buena calidad. En la fruta compré por una tercera parte de lo que suelo gastar en el de mi barrio. Adquirí carne y pesacado -palangre y colitas de rape-. Todo salió buenísimo. Me planteó volver aunque tenga que pagar una hora de parquing e invertir un poco más de tiempo. Hay que estar muy antentos a todas las promociones para comer bien sin gastar más dinero. La fruta y la verdura, mejor comprarla cada pocos días para que no se ponga fea y no tiremos nada. Los tiempos nos obligan a ser imaginativos y a aprovechar todo.

Enlace relacionado: Aquí no se tira nada

Anuncios