Nos ocurre a menudo que nuestros manteles más grandes tienen nueve  -curioso número-o doce servicios. Si somos más tenemos un problema a la hora de poner la mesa porque no tenemos servilletas iguales para todos. Hay una muy buena solución. Existe en el mercado un producto novedoso y muy útil. Se trata de un rollo de servilletas de algodón que están marcadas para separar y que tienen vida para dos o tres usos. Yo las encontré en Otomi, una tienda refinada de objetos de regalo (Plaza Artós, 11. Barcelona. T. 93 205 79 59). Hay varias medidas: cocktail, medianas y grandes. Opté por llevarme un rollo de 25 unidades de color verde inglés. Pensé que con el mantel blanco y los adornos navideños entonaría. Las hay en varios colores. En mydrap.com encontraréis más información.

Los días que se avecinan son de celebraciones en torno a una mesa. Si los números nos cuadran podemos poner la mantelería completa, si nos quedamos cortos de servilletas podemos usar las que os he presentado y si a media tarde aparece más familia o amigos a picar turrones también podemos poner servilletas de papel. Son para ocasiones más informales pero hay diseños realmente bonitos y adecuados para estas fechas. En la cocina siempre tengo reserva de servilletas de papel que he ido comprando cuando he visto algún modelo que me ha gustado. Resultan ideales para tomar un aperitivo o una merienda.

Entradas relacionadas:

Esos pequeños detalles

Apunta tus ideas

Anuncios